La Memoria Técnica de Diseño y su importancia en la instalación eléctrica

16/07/2020 OCL Levante

Emprender un negocio, o intentar adaptar nuestro hogar a nuevos tiempos, suele ser un proyecto ilusionante que se encuentra pronto con uno de los obstáculos más tenazmente disuasorios que existe: la burocracia. Certificados o licencias, presupuestos, tiempos de ejecución, estudios de calidad, eficiencia energética, seguridad… la lista puede ser abrumadora. Por suerte gran parte de estos requisitos que necesitemos en nuestros proyectos o instalaciones eléctricas pueden ser convenientemente solucionados por empresas de asistencia técnica. Profesionales experimentados de diversas categorías que nos asesorarán y guiarán por todo el proceso y nos solventarán la elaboración de los necesarios documentos oficiales, como la Memoria Técnica de Diseño (MTD)

Memoria técnica de diseño: Qué es y quién la realiza

Una Memoria Técnica de Diseño (MTD), es un documento que se redacta sobre el modelo de impreso que cada Comunidad Autónoma determina a través del correspondiente órgano competente. El objetivo de este documento es aportar, y acreditar, los datos básicos sobre las características y los parámetros del diseño de aquellas instalaciones que requieran estar conformadas de arreglo a una reglamentación determinada.

Deberá ser realizada por un instalador acreditado o un técnico titulado competente perteneciente a la categoría del tipo de instalación correspondiente. Es decir, que la Memoria Técnica de Diseño debe de hacerla alguien con capacidad acreditada para hacerse responsable de que los datos contrastados se adaptan a lo exigido por la reglamentación correspondiente.

Cómo hacer una memoria técnica (MTD) de un proyecto eléctrico

Se cumplimenta sobre un impreso oficial en el que se aportan los datos básicos referentes al propietario y a la localización de la instalación, así como los referentes al técnico que firma la memoria, con justificación expresa que acredite su competencia en esta labor.

Deben describirse las características generales de la instalación y el tipo de uso al que está destinada. Se aportarán datos relativos a la relación nominal de los receptores que estén previstos ser instalados y su potencia. Serán también necesarios los cálculos que justifiquen las características específicas de la línea general de alimentación, las derivaciones individuales y las líneas secundarias; con sus elementos de protección y sus puntos de utilización.

A esta relación de datos le acompañará una memoria descriptiva breve, en la que se relatan las operaciones realizadas en la instalación, con detalles significativos como el tipo de conductor que se ha empleado, las canalizaciones y protecciones utilizadas, o la puesta a tierra.

Se aportará además el esquema unifilar de la instalación, donde figurarán las características de los dispositivos de corte y protección adoptados, los puntos de utilización y las secciones de los conductores. Se pedirá también un croquis con el trazado.

Se pueden aportar también datos referentes al presupuesto de materiales y la mano de obra necesaria.

Como se puede ver, la memoria consta de un buen número de datos y planteamientos técnicos que hacen necesario contar con personal cualificado que la realice y pueda certificar lo allí expuesto.

Hacer una memoria técnica de diseño de instalación fotovoltaica

La Memoria Técnica referente al diseño de una instalación fotovoltaica sigue cumpliendo con los requisitos básicos anteriormente expuestos, en cuanto a la identificación del propietario y del técnico firmante, así como en las especificaciones técnicas requeridas. Además, en este caso, la memoria debe recoger los siguientes datos de la planta solar fotovoltaica:

– Características generales de la instalación:

  • Potencia Nominal de la Instalación
  • Potencia Pico del campo fotovoltaico
  • Número total de módulos e inversores

– Generador fotovolaico

  • Modelo del módulo fotovoltaico
  • Potencia Pico
  • Tensión en circuito abierto
  • Intensidad en el punto de máxima potencia
  • Tensión en el punto de máxima potencia
  • Intensidad de cortocircuito

Hacer una memoria técnica de diseño de auto consumo

Esta memoria es un requisito en las primeras etapas del proceso administrativo que debe cumplirse, para poder ser autorizado a poner en funcionamiento la correspondiente instalación de autoconsumo solar de tipo fotovoltaico y sin excedentes.

La documentación requerida para este proceso dependerá del tipo de conexión a la red que se vaya a utilizar en el diseño y de la potencia que se espera para la instalación final. Si se va a realizar una conexión en baja tensión (BT, de hasta 1kV) y se tiene planeada que la potencia de la instalación resulte no superior a 10 kW, bastará con tener la pertinente memoria de diseño técnico en regla.

Este informe deberá incluir, cuando menos, los contenidos reflejados en la sección relativa a este asunto del Reglamento Electrotécnico de Bajo Voltaje (REBT). Si la potencia esperada fuese superior a los mencionados 10 kW, aunque la conexión se realizase en condiciones de baja tensión, deberá llevarse a cabo un proyecto técnico específico que haya sido elaborado y firmado por un técnico acreditado a este efecto.

Si se va a realizar la conexión de la instalación a la red de alta tensión (AT), se necesitará preparar también un proyecto técnico específico que venga firmado y avalado por el correspondiente técnico acreditado. De este modo cumpliremos con lo dispuesto en la reglamentación sobre condiciones técnicas y garantías de seguridad en instalaciones eléctricas de tensión.

¿Buscas una empresa experta en realización de Memoria Técnica del Diseño en Alicante?

Ponte en contacto con OCL Levante, ¡te atenderemos encantados!

, ,